opinión y datos

Los Abrojos Mafia Club tiene su barra brava

Innumerables columnistas de los medios opositores apuntalan día a día, a destajo, el avance de la banda judicial de Los Abrojos, que planea que la condena ya decidida contra Cristina Kirchner en la causa obra pública abra juego a otros procesos, aún si para ocultar la impudicia de jueces y fiscales deben recurrir a contar los metros entre la casa de Macri y la canchita de fútbol

Los Abrojos Mafia Club tiene su barra brava

Lunes 15 de agosto de 2022 | 13:49

(Por Hugo Muleiro)* La maniobra, que no encuentra límite y pone en duda la vigencia de estándares democráticos esenciales en la Argentina, transcurre en paralelo al sostenido apriete al ministro Massa, a quien día a día se le reclama que confirme el ideario económico que esbozó al asumir y concrete el ajuste, devalúe sin piedad y regale “soluciones” a la patronal agraria.

La Nación llevó a la tapa del lunes 15 la “idea” que nació entre los muchachos futboleros, y que su columnista Morales Solá propaló semanas atrás atribuyéndole el mérito al camarista Mariano Llorens: un “megajuicio”, tipeó, que enlace todas las acusaciones a la Vicepresidenta y al kirchnerismo. Cappiello, en el mismo diario, reproduce otra fórmula: varios procesos pero todos entrelazados, usando las mismas “pruebas y evidencias”.

La condena en la causa Vialidad está diseñada para antes de fin de año, como coinciden Clarín, La Nación e Infobae, y que mucho antes del comienzo del alegato encontraron en el fiscal Luciani un ídolo, autor de un discurso para “poner en un cuadro”, como escribió Van der Kooy, un discurso “memorable”, “el más importante de la historia” en tribunales, refuerza Morales Solá.

LAWFARE ARGENTO  Todo listo para el gran golpe judicial

Este columnista es el que puso más energía en la justificación de la promiscuidad en Los Abrojos junto con Elisa Carrió, la primera en esgrimir la “teoría de los 200 metros” que separan los aposentos de Macri con la cancha de fútbol, excusa grotesca que antecedió su andanada contra dirigentes de Juntos por el Cambio, con la cuidada excepción del ex Presidente.

Los y las columnistas de primera, segunda y tercera línea se anotaron en la tarea de defender la colusión en Los Abrojos: el equipo puede jactarse de contar con barrabravas con un poder del que no gozó Macri cuando tuvo nexos y entendimientos con Rafael Di Zeo y su tropa en el club Boca Juniors.

En tanto, Massa no es empujado al menos por ahora a quedar en manos de esta maquinaria de aniquilación que se divierte con la pelotita, pero sí está emplazado: “se autoinfló”, dice Pagni en La Nación; “no tiene plan” y “está limitado”, dice Van der Kooy en Clarín; el apoyo del FMI, expresado en la carta de Georgieva, “no significa nada”, dice Bonelli en Clarín. Y necesita “ayuda” de Estados Unidos, pero una parte del gobierno profundiza lazos con China y alcanza un acuerdo para las represas en Santa Cruz, avisa Letjman en Infobae.

El guión es el de siempre: que achique al Estado a su mínima expresión, que meta el cuchillo en las empresas públicas como Aerolíneas y que les dé a los agrogarcas las medidas que están reclamando: más y más para sus bolsillos. Esto salpimentado con la devaluación que el golpe de mercado de semanas atrás quiso forzar.

Y si hay una buena noticia, es sencillo convertirla en mala: los anuncios sobre la obra del gasoducto Néstor Kirchner fueron presentados por Infobae como comienzo de ruptura entre el Presidente y Massa porque, escribió, no están de acuerdo sobre el financiamiento. Y si se anuncia un aumento a jubilados, Clarín se las arregla y pone adelante las palabras: “Ante la inflación…”

OPINIÓN  "Avión terrorista", medios esclavos (Reseña de Hugo Muleiro)

Un ataque por derecha a Massa por parte de estos medios es previsible, pero Pagni dio la sorpresa al hacerlo también por izquierda: lo acusó de haber conseguido la refinanciación de vencimientos en pesos con un “bono dual” que garantiza ganancias extraordinarias a la carroña financiera y bancaria.

En medio del ajetreo, Carrió armó su escandalete, mirado con disgusto por los tanques mediáticos: le reprochan haberle hecho un favor al gobierno. Van der Kooy lamenta sus declaraciones cuando el “espanto” al peronismo se consolida, dice, en toda la sociedad. “Lo que no consigue el gobierno lo consigue Carrió”, reforzó Roa.

Pero la línea de Clarín no está tan consolidada: una de las notas políticamente más vigiladas por “los de arriba”, la que Bonelli publica los viernes, juega maliciosamente con la versión según la cual la heroína republicanista lanzó el ataque avalada por Macri.

La Nación desacreditó a Carrió mediante una nota en la que sostiene que su acto tiene la finalidad de conseguir buenos lugares para su gente en las listas de 2023 y puestos apetecibles en el gobierno de la Ciudad. Allí el precandidato Larreta tuvo apenas un rato de visibilidad con su genial idea de castigar a las familias por el ausentismo escolar. Quién sabe cuánto dinero invirtió para tener títulos y espacios de TV, pronto relegados por el ataque moralista de Carrió.

*Hugo Muleiro @HugoMuleiro - Escritor y periodista. Presidente de COMUNA. Co-autor de Los Garcas, Los Monstruos y La Clase un Cuarto. En la Patria Grande

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
HOY
Vuela de todo

La UCR abandonó a Manes para salir en defensa de Macri por las denuncias de espionaje

El Comité Nacional de la Unión Cívica Radical (UCR) llamó hoy a la "unidad" de Juntos por el Cambio (JxC) al advertir que "cualquier manifestación que se aparte de ese rumbo, no importa de donde provenga, lesiona la esperanza".