Sergio Woyecheszen

Banco Central: "No hay riesgo de que las empresas entren en default"

Sergio Woyecheszen, Vicepresidente del Banco Central de la República Argentina, explicó que "la medida tiene como contexto dar previsibilidad hacia adelante, el Banco Central está cuidando el principal activo que tiene que son las reservas para evitar la devaluación del peso".

Banco Central:

Jueves 17 de septiembre de 2020 | 17:31

Además, aseguró que "no hay riesgo de que las empresas entren en default". En este sentido, señaló que "se aceleró durante abril, mayo y junio la cancelación de deuda financiera de muchas empresas", e informó que "tuvimos reuniones con todas las cámaras empresarias", en diálogo con Andrés Lerner en Salvemos Kamchatka por FM La Patriada.

También, indicó que "el trabajo nuestro es administrar riesgos en el marco de lo que son tres crisis". "En Argentina, además de pandemia, estamos resolviendo una crisis económica muy fuerte que nos dejó el gobierno anterior", agregó. Y profundizó en que "no podemos bajar la tasa de interés porque la gente ve que empieza a perder contra la inflación".

Para Woyecheszen, "si la brecha tal cual existía con distintos tipo de cambio se mantenía, suben las presiones para la devaluación y todos sabemos lo que eso significa en Argentina". Al respecto, subrayó que "no podemos atender de igual manera con política monetaria o compra de activos para financiar al Gobierno Nacional en programas como el ATP o el IFE, lo tenemos que hacer por otros medios". Y fue contundente en que "Cambiemos nos dejó la perlita del final de su Gobierno del default de su propia deuda".

El Vicepresidente de la BCRA manifestó que "estamos en transición macroecómica en el marco de tres grandes crisis". En este sentido, advirtió que "hay muchos sectores que ya están en los niveles pre pandemia". Y subrayó que "las reservas son el gran dique de contención para que eso pueda ser sostenible". "Estamos en torno a los 8.000 millones de dólares", comunicó.

Además, consideró que "debemos trabajar sobre los comportamientos que desatan tener una brecha cambiaria como la que había y que tendemos a que se empiecen a reducir con estas medidas". En este sentido, destacó que "el presupuesto que se presentó apunta a recuperar el crecimiento económico". Y anticipó que "a largo plazo se logra haciendo que la gente que apueste por el peso, a través de distintos instrumentos, le gane no sólo a la inflación sino a las expectativas de la devaluación y que eso sea cierto por muchos años".

Por último, aseveró que "se plantearon un montón de propuestas, entendimos que la mejor alternativa era esta". Al respecto, fue determinante en que "el cierre definitivo podía exacerbar otras conductas que podrían haber sido peores". Y señaló que “la alternativa era la devaluación o el desdoblamiento pleno de los tipos de cambio".

Woyecheszen remarcó que "nunca dejaron de estar los dólares para la producción". En esta línea, expresó que “tenemos toda la importación de partes y piezas para la producción garantizada". Y concluyó en que "estamos tratando de cumplir con nuestro trabajo y que la gente se quede tranquila que vamos a cuidar de las típicas tensiones que se generan sobre el tipo de cambio, la devaluación y los efectos que eso genera".

El audio completo:

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
los ricos no...

"Basta con que rasques un poco y aparecen testaferros", afirma un hermano de Mauricio Macri

Mariano Macri, hermano menor del expresidente Mauricio Macri testimonia en un libro de reciente aparición escrito por el periodista Santiago O’Donnell, y asegura que “basta con que rasques un poco acá y allá y saltan testaferros por todos lados”, en torno a la figura…

HOY
economía y política

Sergio Chouza: "los productores de granos por ejemplo son los grandes ganadores ante una devaluación"

Los grandes ganadores ante una devaluación son el complejo exportador vinculado a las actividades primarias de exportación y el sector financiero. Los que están detrás de ciertas teorías son algunos economistas y analistas que pareciera que tuvieran algún interés porque es difícil pensar que un trabajador o trabajadora gané con una devaluación.