Corrupción sistémica

Mafia de los Contenedores: Juicio Oral para Empresarios, Exfuncionarios y Empresas por Contrabando

El mayor escándalo de contrabando de mercadería en Argentina llega a juicio oral. El juez Marcelo Aguinsky elevó a juicio oral la megacausa por contrabando, en la que están implicados 97 individuos y 11 empresas, marcando un hito en la lucha contra la criminalidad económica en el país.

Mafia de los Contenedores: Juicio Oral para Empresarios, Exfuncionarios y Empresas por Contrabando

Osvaldo Peralta // Jueves 16 de mayo de 2024 | 20:08

(Por Osvaldo Peralta @OPeraltaOK) La trama delictiva que mantuvo en vilo al país durante ocho años finalmente llega a su desenlace judicial. La megacausa conocida como la "Mafia de los Contenedores", en la que se desbarató una red de contrabando que involucraba a empresarios, exfuncionarios, empleados de la Aduana y otros actores del comercio exterior, fue elevada a juicio oral por el juez Marcelo Aguinsky. Esta decisión, alineada con la solicitud de la Fiscalía Nacional en lo Penal Económico N°6 y la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (PROCELAC), pone en el banquillo a 97 personas y 11 empresas acusadas de participar en 571 hechos de contrabando calificado.

La investigación, que se extendió desde principios de 2014 hasta mayo de 2016, revela un entramado de corrupción y criminalidad que perjudicó gravemente a la economía nacional. Según el juez Aguinsky, “los delitos económicos, especialmente el contrabando, obstaculizan el logro de los objetivos establecidos en nuestra Constitución Nacional”. Esta causa se centra en la manipulación de documentos y datos para ingresar mercaderías al país, evadiendo así los controles aduaneros y los impuestos correspondientes.

 

Un Crimen Enquistado en la Aduana

Los implicados en esta causa no son simples operadores ilegales. La investigación expone cómo una asociación ilícita se infiltró en la estructura aduanera, con profesionales del comercio exterior y empresarios que coordinaban el ingreso de mercadería mediante la presentación de documentación falsificada. La fiscalía ha señalado que estas actividades no solo fueron toleradas sino facilitadas por algunos agentes del servicio aduanero.

El magistrado ha subrayado la gravedad del caso, destacando que “el contrabando causa un daño significativo a la sociedad y pone en evidencia la connivencia de las autoridades aduaneras con el delito”. Para combatir estas prácticas, Aguinsky recomendó la implementación de cámaras portátiles (bodycam) para los agentes aduaneros, con el fin de registrar todas las verificaciones de mercadería y generar evidencia digital directa de sus actividades.

 

Modalidades de la Estafa

La fiscalía ha identificado dos modalidades principales en las operaciones de contrabando: una en la que se utilizaban documentos apócrifos y datos falsos para ingresar mercaderías que no coincidían con las declaraciones realizadas ante la Aduana, y otra en la que se detectaron diferencias significativas entre las mercaderías declaradas y las efectivamente ingresadas al país. En ambos casos, la manipulación de datos permitía evadir aranceles e impuestos, generando grandes beneficios económicos para los implicados.

El caso más notorio dentro de la causa es el de los hermanos Paolantonio, quienes a través de la empresa Transportes Dtm S.R.L., movilizaron cientos de contenedores con mercadería prohibida entre 2014 y 2015. Esta mercadería, originaria de China y descargada en Buenos Aires, era registrada a nombre de empresas ficticias, muchas de las cuales estaban a nombre de personas de bajos recursos y sin empleados, usadas como fachada para las operaciones ilícitas.

 

La Implicación de Altos Mandos

El alcance de esta red delictiva ha revelado la profunda corrupción dentro del sistema aduanero. La investigación de Matías Longoni expuso que los implicados pagaban entre 40 mil y 85 mil dólares por contenedor para asegurar la entrada de las mercaderías sin ser detectadas. Este soborno era el precio de la "vista gorda" de los agentes aduaneros, que permitían el ingreso de mercadería ilegal al país.

La resolución del juez Aguinsky de elevar la causa a juicio oral y público marca un precedente importante en la lucha contra el crimen económico en Argentina. La implicación de altos mandos y la institucionalización del delito dentro de la Aduana reflejan un problema sistémico que requiere medidas drásticas y eficaces para su erradicación.

 

Consecuencias y Próximos Pasos

La elevación a juicio de este caso no solo busca justicia para los delitos cometidos, sino también enviar un mensaje claro sobre la tolerancia cero a la corrupción y el crimen organizado. El juicio oral ofrecerá la oportunidad de escuchar las defensas de los acusados y las pruebas presentadas por la fiscalía, pero también de entender mejor cómo operaba esta red y qué medidas pueden implementarse para evitar futuros casos similares.

La recomendación de usar bodycams es solo una de las medidas propuestas para mejorar la transparencia y la eficacia del control aduanero. La lucha contra el contrabando y la corrupción requiere un esfuerzo continuo y coordinado entre diferentes organismos del Estado, así como una revisión exhaustiva de los procedimientos y controles existentes.

 

Un Juicio que Marcara Historia

Este juicio se perfila como uno de los más importantes en la historia reciente de la justicia argentina en materia de criminalidad económica. La sociedad espera que se haga justicia y que los responsables enfrenten las consecuencias de sus acciones. Más allá de las condenas que puedan imponerse, este proceso debe servir para reforzar la institucionalidad y recuperar la confianza en las autoridades y en el sistema aduanero.

Con 97 individuos y 11 empresas en el banquillo, el juicio de la "Mafia de los Contenedores" será una prueba de fuego para la justicia argentina y una oportunidad para demostrar que el país no tolera la corrupción ni el crimen organizado. La expectativa es alta, y el resultado de este proceso será crucial para el futuro de la lucha contra la criminalidad económica en Argentina.

 

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
HOY
opinión

¿Hasta cuando vamos a permitir esta locura?

El gobierno eliminó el mecanismo que garantiza la energía a los electro dependientes , ese pequeño detalle casi imperceptible en el resto de la sociedad , más las 14 muertes de enfermos de cáncer por ciertas drogas oncológicas que desde que este gobierno llegó al poder dejo de suministrar.