SEÑALADO

El operador del desabastecimiento que busca un aumento del 100% en el combustible

En medio de la tensión por el desabastecimiento de combustibles que afecta a todo el país, el nombre de Gabriel Bornoroni, diputado electo y presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles, emerge como foco de controversia. Se le señala como posible protagonista en la actual crisis de abastecimiento, alimentando la percepción de escasez y cuestionando los precios del combustible. ¿Qué rol desempeña Bornoroni en esta situación crítica que mantiene a miles en largas filas en las estaciones de servicio? Las claves en esta nota.

El operador del desabastecimiento que busca un aumento del 100% en el combustible

Redacción EnOrsai // Lunes 30 de octubre de 2023 | 07:05

En medio de la crisis de desabastecimiento de combustibles que azota al país, surge un nombre que ha despertado suspicacias: Gabriel Bornoroni, diputado electo y actual presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles y Afines del Centro de la República (Fecac). Esta figura cercana a Javier Milei ha sido señalada como un posible actor clave en la actual situación que coloca a miles de argentinos en largas colas en las estaciones de servicio.

Bornoroni, quien ha sido un protagonista activo en el proceso electoral como diputado nacional electo por La Libertad Avanza, se encuentra ahora en el centro de un debate que cuestiona su rol en el desabastecimiento. Algunas voces lo catalogan como el presunto "operador" detrás de la escasez de combustibles en diversas zonas del país, alegando que estaría contribuyendo a una "sobredemanda generada por una expectativa de desabastecimiento".

Además, se afirma que es el propio Bornoroni quien aviva la idea de que el precio del combustible en la venta al público "posee un atraso superior al 90%", lo cual estaría incitando a una mayor demanda de YPF, la compañía que ofrece el combustible más económico del mercado y, por ende, la que más rápido se queda sin stock.

Este señalamiento hacia Bornoroni plantea interrogantes sobre su papel en la actual situación de escasez de combustible, así como la influencia que pueda tener en la percepción de los precios por parte del público. A medida que el país se acerca al balotaje entre Javier Milei y Sergio Massa, el papel de figuras como Bornoroni cobra aún más relevancia en el debate sobre la crisis energética que enfrenta la nación.

 

 

En diversas estaciones de servicio a lo largo del país, surge un problema que no pasa desapercibido: la falta de combustible. Este inconveniente, que adquiere mayor relevancia en áreas rurales y rutas del interior, ha desatado una serie de análisis y cuestionamientos sobre sus causas y posibles soluciones.

Uno de los factores que se señalan como desencadenante es la reciente cosecha, que ha generado una demanda inusualmente alta de combustible en estas regiones. Este aumento de la demanda ha sobrepasado la capacidad de algunas estaciones de servicio, lo que ha llevado a la imposición de límites en la venta de combustible, afectando la fluidez del abastecimiento.

 

 

No obstante, la raíz del problema también se encuentra en las políticas de congelamiento de precios. Si bien se ha mantenido el precio de la gasolina y la nafta al nivel minorista, el gasoil mayorista ha quedado fuera de esta medida, resultando en que su precio sea actualmente más alto que el minorista. Esta disparidad ha generado un desbalance en la distribución y suministro entre las estaciones de servicio, exacerbando la escasez.

El fenómeno de la falta de combustible no afecta de manera homogénea a todo el país. Mientras algunas provincias experimentan una escasez crítica, otras, como la capital, muestran una menor afectación, aunque se observan en algunas estaciones largas filas de espera.

En el trasfondo de esta situación, se encuentra la próxima finalización del congelamiento de precios a finales de octubre, lo que ha suscitado un debate entre las petroleras y el gobierno sobre el incremento que debería aplicarse. Las empresas alegan un retraso del 40% en los precios actuales, mientras que el gobierno busca equilibrar los intereses empresariales con la economía de los consumidores.

Cabe resaltar que la escasez de combustible no solo impacta en el abastecimiento de vehículos, sino que tiene una cascada de efectos en la economía, especialmente en los costos de transporte. Para mitigar el impacto en el poder adquisitivo de la población, el gobierno ha implementado la devolución del IVA, un beneficio que ha llegado a 17 millones y medio de personas en octubre, inyectando alrededor de 67.800 millones de pesos en el consumo.

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
solución histórica

La transformación hídrica de la Provincia de Buenos Aires bajo el liderazgo de Axel Kicillof

La Provincia de Buenos Aires, bajo la gobernación de Axel Kicillof, está experimentando una transformación sin precedentes en su infraestructura hídrica. El Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos, a través de su ambicioso Plan Hídrico del Gran La Plata,…