A LOS MIMOS

La alianza entre Macri y Moyano avanza a fuerza de negocios

El camionero pasó 500 millones de pesos de la cuenta de “su” sindicato del Banco Provincia al Ciudad. Política, fútbol y negocios. Una mezcla que seduce por igual al jefe de Gobierno porteño y al líder camionero y que los enlaza en su embestida contra el Gobierno. Mientras sus huestes se dividen entre Sergio Massa y Daniel Scioli, Hugo se juega con Mauricio Macri.

La alianza entre Macri y Moyano avanza a fuerza de negocios

Por Ángel Lisboa // Martes 23 de septiembre de 2014 | 11:32

El último de los negocios en común fue el trueque entre la publicidad que el Banco Ciudad estampó en la camiseta del Club Atlético Independiente --que dirige el pope de la CGT opositora--, a cambio de la cual Moyano pagó con el cierre de las cuentas del sindicato de camioneros en el Bapro para pasarlas al Ciudad. Unos 500 millones de pesos que pasaron a engrosar las arcas del banco estatal en manos del jefe de Gobierno porteño, que promueve la “iniciativa privada” pero que tampoco duda en utilizar los recursos estatales para sus propios fines.

 

El entramado tiene varios artífices en todos los frentes. Al revés de Macri que llegó a alcalde la Ciudad tras su paso “triunfal” como presidente de Boca Juniors, Mayano encontró en la crisis institucional y deportiva de Independiente un lugar donde refugiarse para intentar “blanquear” su futuro político como “buen administrador”.

 

Las experiencias de su hijo Pablo al frente de Atlético Camioneros ni el funesto paso de Facundo como presidente del club Alvarado de Mar del Plata le sirvieron. En el CAI, Hugo encontró un socio ideal: el legislador porteño del PRO y presidente de la Legislatura, Christian Ritondo. Un hombre que estando al frente del Registro Nacional de las Personas durante el interinato presidencial de Eduardo Duhalde llenó la dependencia estatal de barrabravas de Nueva Chicago, el club al que le profesaba sus amores.

 

Ahora, Ritondo (al que no le sirven las disputas a tiros que fomentó en el club de Mataderos para su pretendido lanzamiento como alcalde la ciudad) es el socio de Moyano en la conducción del CAI, del otro lado del Riachuelo. Con el apoyo de Ritondo y junto a Macri, Moyano aspiran a ser un socio menor en la conducción de la AFA, a través de su sucesor de Mauricio en Boca y su socio político (el radical macrista), Daniel Agelici.

 

Pero el “deportivo” –no es que la AFA no sea una tajada menor--, los negocios son otro incentivo para alianza Macri-Moyano. Ambos fueron los que sellaron el acuerdo –luego de una nueva licitación del servicio de recolección de residuos de la Ciudad— el Gobierno porteño le pagara a los camioneros con el aporte de todos sus contribuyentes de la Ciudad, una indemnización a los camioneros que pertenecían a la concesionaria desplazada pero que a la vez se garantizaba la continuidad laboral y con los mismos sueldos en la nueva prestataria que ganó la licitación.

 

Ahora el negocio se selló a través del fútbol y las ambiciones políticas de ambos. El Banco Ciudad (que hasta ahora había puesto publicidad en los clubes porteños de San Lorenzo y Huracán) saltó a la provincia para sumar su publicidad en la camiseta del club de Avellaneda. A cambio, Moyano trasladó las cuentas del sindicato de camioneros del Bapro al Ciudad: 500 millones de pesos que pasaron a engrosar sus arcas. Un negocio, en los que estuvo Macri y Ritondo, pero que selló el presidente del Ciudad, Rogelio Frigerio, de cuyo padre Octavio (un referente del desarrollismo forndizista y relacionado con el Grupo Clarín), Hugo Moyano era amigo personal.

Macri, en tanto, también sumó otro compromiso adicional: la garantía de “paz social” de parte del camionero si él llega a la presidencia en 2015. Aquí, el interlocutor, que armó un encuentro que ya no es secreto entre Hugo y Mauricio, fue el eterno dirigente de los municipales porteños, Amadeo Genta. El “pacto de gobernabilidad”, que Moyano le garantizó a Macri si llega al sillón de Rivadavia, está basado en sus negocios en común. “Es con el único que llego a acuerdos”, se justificó el camionero ante sus pares cegetistas sobre el acuerdo con Macri, donde los negocios y réditos personales van más allá de la convicciones políticas.

 

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
No hay aval

Una de las razones del derrumbe de Milei: no hay acuerdo con los despidos masivos

El 51,7% de las personas encuestadas por Zuban Córdoba opinó que está en desacuerdo o muy en desacuerdo con los despidos de 15.000 empleados estatales. Un número similar rechaza la reinstalación del Impuesto a las Ganancias sobre los salarios.

HOY
recortes

Universidades al Borde del Colapso Financiero: El presupuesto históricamente más bajo desde 1997

El presupuesto universitario para el año actual alcanza niveles alarmantes, marcando el más bajo desde 1997. Un estudio de la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ) detalla la dramática situación, exacerbada por decisiones gubernamentales y una inflación descontrolada.