es por acá

Canadá se une a Francia, Dinamarca y Polonia y no rescatará a las empresas registradas en paraísos fiscales

Canadá ha tomado la decisión de no rescatar a las empresas de sus país que tributen en paraísos fiscales

Canadá se une a Francia, Dinamarca y Polonia y no rescatará a las empresas registradas en paraísos fiscales

REDCOM // Domingo 03 de mayo de 2020 | 20:19

Polonia desde el pasado 8 de abril anunció a través de su primer ministro Mateusz Morawiecki, que «las grandes compañías que quieran una parte del fondo de rescate de 25.000 millones de PLN (5.500 millones de euros) deben pagar los mismos impuestos que las empresas nacionales».

El primer ministro canadiense, Justin Trundeau no era partidario de esta medida, ya que no estaba a favor de castigar a los empleados por las malas conductas de sus jefes. Sin embargo, ha terminado aceptado la propuesta del Bloque Quebequés y del Nuevo Partido Democrático, dado que su Gobierno en minoría depende de su apoyo externo para legislar. Así, Canadá se suma a Francia, Dinamarca y Polonia, países europeos que ya adoptaron esta iniciativa.

Canadá y Polonia han decidido no rescatar a las empresas de sus países que tributen en paraísis fiscales. Todas aquellas compañías y mega compañías que requieran los fondos de rescate deberán tributar los mismos impuestos que el resto de empresas nacionales. A este camino, también, se han sumado Dinamarca y Francia. El ministro de Economía de Francia, Bruno Le Maire, anunció el jueves pasado que las empresas registradas o con filiales en paraísos fiscales no podrán optar al paquete de rescate de 110.000 millones de euros del Gobierno de Emmanuel Macron.

«No hace falta aclarar que si una empresa tiene su sede fiscal o sus filiales en un paraíso fiscal, aclaro contundentemente, no podrá beneficiarse de las ayudas financieras del Estado», declaró el ministro de Finanzas, Bruno Le Maire a la emisora France Info.

«Hay reglas que deben seguirse. Si te has beneficiado del tesoro del Estado, no puedes pagar dividendos y no puedes volver a comprar acciones», aseveró. «Y si tu sede está ubicada en un paraíso fiscal, es evidente que no puedes beneficiarte de la ayuda pública».

Mientras que el gobierno danés ha puesto en marcha un plan de rescate económico hasta el mes de julio, según dijo el Ministerio de Finanzas, y han hecho especial hincapié en que aquellas empresas que sean danesas pero que tengan sedes en paraísos fiscales, no podrán acceder a los fondos de rescate.

«Las empresas que deseen ser indemnizadas tras la ampliación de los planes de rescate deben pagar los impuestos a los que están sujetas en virtud de los acuerdos internacionales y las normas nacionales», dice el comunicado del Ministerio. «Las empresas con sede en paraísos fiscales, de acuerdo con las directrices de la Unión Europea, no pueden recibir compensación, en la medida en que sea posible aislarlas en virtud de la legislación de la UE y cualquier otra obligación internacional».

En la misma línea, el gobierno polaco ha tomado la decisión de poner a disposición de las empresas, desde el 8 de abril, un gigantesco paquete de rescate de 25.000 millones de z?otys (5 mil 500 millones de euros al tipo de cambio actual) para empresas que estén instaladas dentro del país, con la salvedad de que las que estén en paraísos fiscales deberán pagar los mismos impuestos que una que esté dentro de Polonia.

El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, calificó los paraisos fiscales como «una pesadilla de las economías modernas» y abogó por luchar para acabar por ellos.

Entre los paraísos fiscales más famosos están Gibraltar, las Bahamas, Andorra, Bermuda, las Islas Vírgenes Británicas, las Islas Caimán y Panamá.

En este sentido, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, anunció que no rescatará a las empresas registradas en paraísos fiscales y que quieran beneficiarse del rescate estatal para las compañías afectadas por el coronavirus. De este modo, Canadá es el cuarto país del mundo en tomar una medida similar, después de que Polonia anunciase a principios de mes que vetaría a las empresas vinculadas a paraísos fiscales de sus ayudas y de que Dinamarca y Francia siguiesen su ejemplo la semana pasada.

En un principio el gobierno de Canadá era contrario a esta práctica puesto que podría perjudicar a los trabajadores de dichas empresas por la conducta de sus directivos, pero han aceptado la medida a propuesta del Bloque Quebequés y del Nuevo Partido Democrático ya que su partido depende de su apoyo externo para legislar.

Un número creciente de gobiernos europeos se están posicionando en contra de rescatar a las compañías de sus países que estén registradas en jurisdicciones consideradas por la Unión Europea como paraísos fiscales.

Si bien Canadá, Polonia, Dinamarca y Francia han dado el puntapié inicial, ahora son los gobiernos de Bélgica e Italia que han anunciado que estudiarán medidas similares, según Politico, mientras que Suecia y Austria estarían también valorando aplicar un criterio parecido en el reparto de rescates a empresas, según Bloomberg.

Fuentes: El Mostrador/Jotrapov/Página 12/Público/

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
buena noticia

Vuelve el Grandote: la fábrica de los alfajores producirá nuevamente dirigida por sus trabajadores

La planta está en el partido bonaerense de La Matanza. Había cerrado y acumulado una fuerte deuda salarial. Los empleados consiguieron la habilitación nacional para volver al ruedo en forma autogestiva al cabo de larga lucha por mantener sus puestos laborales

HOY
sorpresa

Reconocimiento del FMI a la carta de los senadores: el crédito al Gobierno de Cambiemos se alejó a los estándares de la entidad

El reconocimiento sorprendió, gratamente, a los funcionarios argentinos que escuchaban a los visitantes. Uno de los integrantes del equipo técnico del Fondo Monetario Internacional (FMI) que protagonizan las negociaciones para cerrar la “Carta de Intención” de un futuro acuerdo con la Argentina, hablaba con un funcionario local sobre los planes de pago y envió un mensaje curioso sobre el stand by vigente.