Hilo

Los países nórdicos, totalmente diferentes a lo que dice la oposición anti-derechos

"Se habla y bien del modelo nórdico: Suecia, Dinamarca, Finlandia, Noruega. ¿Pues, cómo se resuelve algo socialmente clave como los salarios en estos países? Spoiler: no se dejan librados al mercado; mucho Estado y los sindicatos nacionales son centrales.

Los países nórdicos, totalmente diferentes a lo que dice la oposición anti-derechos

indiepolitik.blogspot.com // Lunes 21 de septiembre de 2020 | 18:47

El modelo es “pattern bargaining” (negociación de acuerdos-marco). Al inicio de cada ronda, se juntan mediadores del Estado, y los líderes sindicales y empresariales del sector del metal exportador. El mediador elabora una propuesta sobre la base de criterios tecnocráticos que se sopesan con los intereses de los actores.

Allí acuerdan una “pauta” de aumento. La misma mira la macro-economía general: no es tan “alta”, como podría permitir la productividad del sector exportador, pero a la vez levanta a los sectores económicos de servicios más débiles, y también orienta los salarios estatales.

Después, el mediador del Estado se encarga de empujar esa pauta primero al resto del sector manufacturero, y después al resto de la economía. En esto, es ayudado por las confederaciones empresarias y sindicales nacionales, que “monitorean” la negociación de los sectores desde arriba.

O sea, la negociación de los sectores “es libre”, pero el rol del Estado y las confederaciones son centrales. Los sindicatos ganan igualdad salarial e incidencia, empresarios ganan paz laboral (el derecho de huelga en Suecia está totalmente desregulado) y hay contención en el sector exportador.

Además, en Suecia, el Estado tiene derecho a trasladar la discusión de esa pauta a los sectores no organizados sindicalmente. En Dinamarca, la prerrogativa es aún mayor: el Estado extiende la pauta original del sector exportador a los sectores que desea y obliga a votar por sí o no.

Clave: con la globalización económica, esta forma de coordinación inter-sectorial (y el consiguiente desplazamiento del mercado en la cuestión salarial) arbitrada por el Estado aumentó, no disminuyó.

El resultado es disminución de las desigualdades salariales y la belleza del gráfico: en Suecia o Dinamarca, el 70% o más de todos los trabajadores están cubiertos por un convenio propio o extendido por el Estado, y alrededor del 20% por el salario mínimo. En Reino Unido, es exactamente al revés.

O sea, el capitalismo no tiene lógica única, a diferencia de lo que dice el mainstream económico.

Final alert: la carencia de un sector guía; por la fragmentación, este modelo no es trasladable a la Argentina. Sí la clave: los países igualitarios no dejan los salarios librados al mercado".

Por Sebastián Etchemendy

Politólogo

Asesor del Ministerio de Desarollo Productivo de la Nación

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
los ricos no...

"Basta con que rasques un poco y aparecen testaferros", afirma un hermano de Mauricio Macri

Mariano Macri, hermano menor del expresidente Mauricio Macri testimonia en un libro de reciente aparición escrito por el periodista Santiago O’Donnell, y asegura que “basta con que rasques un poco acá y allá y saltan testaferros por todos lados”, en torno a la figura…

HOY
economía y política

Sergio Chouza: "los productores de granos por ejemplo son los grandes ganadores ante una devaluación"

Los grandes ganadores ante una devaluación son el complejo exportador vinculado a las actividades primarias de exportación y el sector financiero. Los que están detrás de ciertas teorías son algunos economistas y analistas que pareciera que tuvieran algún interés porque es difícil pensar que un trabajador o trabajadora gané con una devaluación.