GRAVÍSIMO

Mientras Lemus sonríe con Macri, denuncian falta de medicamentos de tuberculosis

Ayer el polémico ministro de salud de la Nación, Jorge Lemus, mantuvo una reunión con el presidente Mauricio Macri sobre “seguimiento de gestión”. Mientras tanto, denuncian la falta de medicamentos clave para la lucha contra la tuberculosis.

Mientras Lemus sonríe con Macri, denuncian falta de medicamentos de tuberculosis

Pep - Redacción En Orsai // Miercoles 11 de enero de 2017 | 10:16

Es cada vez más álgido el clima dentro de la cartera sanitaria mientras denuncian la falta de medicamentos para tratar la tuberculosis y hay una catarata de renuncias de funcionarios en areas clave.

Mientras tanto, ayer desde la cartera informaron que “los funcionarios presentaron un informe detallado sobre la situación epidemiológica del país en relación al dengue, zika y la fibre (SIC) chikungunya y las tareas desarrolladas y previstas para evitar estas enfermedades”.

Pero pese a las fotos de ocasión con sonrisas, desde la Sociedad Argentina de Infectología (SADI) le escribieron una misiva a Lemus para conocer los motivos de la interrupción de los medicamentos para tratar la tuberculosis.

“Comunicarle nuestra profunda preocupación ante la falta de continuidad en la provisión de drogas de primera línea necesarias para el tratamiento de la tuberculosis”, sostiene el comunicado.

Y agrega que “nuestros socias nos han comunicado que desde hace más de un año hay serios problemas con la provisión” de distintos medicamentos para tratar la enfermedad.

La situación en salud es una de las más lamentables de toda la gestión macrista. Sin embargo, el único motivo por el cual Lemus se mantiene en su lugar fue haberle salvado la vida a Macri cuando se ahogo con un bigote postizo.

Comparte en Facebook Comparte en Twitter Comparte en Google+ Enviar a un amigo Imprimir esta nota
HOY
LA JUSTICIA ROTA

Algo está podrido en Tribunales

(Por Mario Wainfeld) El juez federal Gustavo Lleral declaró nulas grabaciones con pinchaduras telefónicas y ordenó destruirlas. Habían sido requeridas por su colega Guido Otranto, antecesor en la causa que investiga la muerte violenta de Santiago Maldonado. Otranto, a quien la Cámara desplazó de la tramitación por mala praxis, mandó grabar conversaciones de cuatro personas, entre ellas Sergio Maldonado, el hermano de Santiago.